Mar 25

Añikos

Tag: Kalvellidografíakalvellido @ 14:13

1524954_10153955637000114_1164430994_nLa habitación era pekeña, rektangular, kon una sola luz en el centro… dos puertas a los lados… parecía más un pasillo por donde los médikos entraban y se dirigían a otra sección.
No había nada.
Absolutamente nada… sólo silencio.
Las paredes era amarillas… sin kuadros… ni estampas… nada.
Sólo amarillo.
Y silencio.
Sólo había tres sillas.
Una a la izkierda y dos frente a ella.
Yo estaba sentado en una de las dos junto a mi kuñada… enfrente teníamos al doktor.
La familia entera esperaba ansiosa fuera.
Sólo podía entrar yo.
Sólo yo… solo.
Pero no kería estar solo.
Me gusta estar solo, pero sólo kuando me gusta estar solo…
No me gusta ke me deje solo alguien a kién no konozko.
Así ke entró mi kuñada….su hermana…su mejor amiga.
Enfrente teníamos al doktor y era argentino.
Y empezó él… y dijo:

“ Esta mañana hemos procedido a… hhagsggjhgsjgdjkfgjksghjihjkghjkghjijghkdghijyfbnmlakjhsgsrreteuyrbidndnmdodiouvngnfkldusghsbhtadfarfdudfjfjhfuygbncnsadsfdhfjgkjhlkñpiouityurtyrterewweqdadsfgdgfhfjhgjghjkghkhkjlkñklñ,mmncghbdgdgdfgdfgfsderetydfhujhtjkgiokldokduheghtegsdffasghsjhdjkioekebnbngdgsioekjhsdghgsfsgdhdjkfooruirygsshjddjjsdjdkjdkdjkkdjkkldkdkdkedsdsrehheggrittere, hyagagspoporjjs.
Posdjshhdyetfgrvidnjhghdyueudbhidmdnkejhfgdsdgagysghsdjieidjk.
Tarttsbshsidjdh?”

Me miraba fijo, así ke supuse ke esperaba ke le kontestara a algo ke me había preguntado, pero yo sólo pensaba ke no sé ke pintábamos allí, y ke nada había okurrido komo nos dijeron y ke no le había entendido nada.
Sólo sentía un pellizko enorme en mi pesho y ganas de vomitar, aunke sabía ke no lo haría… llevaba mushos días sin komer… había perdido 10 kilos, y es ke no hay mejor dieta de adelgazamiento ke un buen disgusto pensé… y pensaba ke podía hacer un dibujo kon eso… pero mis lágrimas, había mushas! Y ellas solas descendían por mi kara y me decían ke algo malo había disho pero ke yo no me había dao kuenta… así ke… le dije muy amablemente… sin dejar de shorrearme lágrimas por la kara.

– Me lo puede explikar otra vez , por favor?

– Sí… Sí, klaro, komo no!
Dijo él kon ese acento argentino ke tenía desde el primer día ke nos habló.
Y dijo:

“ Esta mañana hemos procedido a… hhagsggjhgsjgdjkfgjksghjihjkghjkghjijghkdghijyfbnmlakjhsgsrreteuyrbidndnmdodiouvngnfkldusghsbhtadfarfdudfjfjhfuygbncnsadsfdhfjgkjhlkñpiouityurtyrterewweqdadsfgdgfhfjhgjghjkghkhkjlkñklñ,mmncghbdgdgdfgdfgfsderetydfhujhtjkgiokldokduheghtegsdffasghsjhdjkioekebnbngdgsioekjhsdghgsfsgdhdjkfooruirygsshjddjjsdjdkjdkdjkkdjkkldkdkdkedsdsrehheggrittere, hyagagspoporjjs.
Posdjshhdyetfgrvidnjhghdyueudbhidmdnkejhfgdsdgagysghsdjieidjk.
Tarttsbshsidjdh?”

Yo me empezé a poner nervioso y kreía kestaba en una pelíkula o en un sueño … o en una pesadilla… porke eso era imposible ke nos estuviese pasando a nosotros.
Ke vá!
I-M-P-O-S-I-B-L-E…
Mi mujer… la más guapa del mundo… una persona ke se kuidaba cien por cien… ke komía bien y se kuidaba… y no fumaba… y no bebía… Si hasta se le subían a la kabeza las 0´0!
JA,JA,JA… ke BAH!
NI DE KOÑA!
Ke no!
Ke no me lo kreía… Akí había un error… si fuese al revés … pues normal! Tol día sentao dibujando… bebiendo cervezas… y kon el kolesterol y la tensión por las nubes… Si ya ella me lo había disho… “Kualkier día me dejas viuudaaaa!”
Así ke me reí … por dentro… pero, me reí… y dije… esto es una broma seguro.
Pero… jodeer… mis ojos no dejaban de shorrear lágrimas de dolor…. hacía años ke no lloraba tanto… y el pellizko en el pesho me hacía respirar poko y mal… y me empezé a moskear…
No entendía nada de lo ke había disho, pero estaba seguro ke era algo malo porke yo no dejaba de llorar y miré a mi kuñada y estaba igual ke yo.

Y entonces miré al doktor… y ví ke esperaba algo… alguna respuesta o alguna pregunta¿? No lo sé! Porké no había entendido nada… y me puse a llorar… y no me salían las palabras… y balbuceaba… y lloraba… y lloraba e intentaba no balbucear… para poder decirle al doktor…
Espera… me akordé de mi lokera…. respira hondo…. aspiraa…. expira…. aspira-expira… hasta ke por fín… respiré hondoo… y llorando sin parar… Puede decirle….

– Por favor… me lo puede explikar otra vez?

El médiko akostumbrado seguro a llevar kada día a personas a akella horrorosa habitación amarilla, kon una sola luz arriba, kon sólo tres sillas y dos puertas, ke sólo utilizarían el ekipo del hospital para kortar kamino… dijo trankilamente:

– Por supuesto!
Y nos lo explikó mejor… para ke lo entendiera yo:

“ Esta mañana hemos procedido a… hhagsggjhgsjgdjkfgjksghjihjkghjkghjijghkdghijyfbnmlakjhsgsrreteuyrbidndnmdodiouvngnfkldusghsbhtadfarfdudfjfjhfuygbncnsadsfdhfjgkjhlkñpiouityurtyrterewweqdadsfgdgfhfjhgjghjkghkhkjlkñklñ,mmncghbdgdgdfgdfgfsderetydfhujhtjkgiokldokduheghtegsdffasghsjhdjkioekebnbngdgsioekjhsdghgsfsgdhdjkfooruirygsshjddjjsdjdkjdkdjkkdjkkldkdkdkedsdsrehheggrittere, hyagagspoporjjs.
Posdjshhdyetfgrvidnjhghdyueudbhidmdnkejhfgdsdgagysghsdjieidjk.
Tarttsbshsidjdh?”

Y yo me kallé… y lloré… y lloré… ahora más… y lloré… y sólo kería llorar… y llorar más y llorar komo nunka..

Y kuando dijo:
– LO SIENTO MUSHO.

Ya ahí, ya no paré de llorar y entendí todo sin haber entendido nada.

Y salimos fuera… y estaba la familia y yo no paraban de llorar… y yo no kería saber el porké?

Y…
Y…
Y yo.
Kuando a mi niña se le pasó la anestesia… se lo dije… todo… TODO… komo nos lo había disho el doktor…. porke ella me hizo jurar y prometer ke no le mentiría y ke le diría la verdad y se la dije… y lloré… y lloramos… y nadie hablaba sólo lloraban..
Y yo..
Se lo expliké.
YO SE LO DIJE…
Aunke no había entendido nada.

Hoy hace un año….
Y sigo sin komprender NADA.

Kompartir!

Komentar